iPhone 11 Pro vs. cámara réflex: Cada vez más difícil de encontrar las diferencias

La computación fotográfica del iPhone 11 Pro muestra como cada vez es más difícil encontrar las diferencias contra una DSLR

Por ,
Foto: Matti Haapoja/YouTube

En este vídeo de Matti Haapoja pone a competir un iPhone 11 Pro y una cámara DSLR de 5.000 euros comparando la misma escena pero hecha con estas dos cámaras. Una frente a la otra es bastante similar y para la gran mayoría de los ojos no entrenados en el mundo de la fotografía, idénticas.

No cabe ninguna duda que una cámara digital DSLR, con todas sus opciones, sensores más grandes y gran variedad de ópticas, es en toda medida superior a la cámara de un smartphone. Pero el gran avance en los últimos años en la fotografía móvil cada vez pone más difícil diferenciar entre fotos hechas por un móvil y por una cámara con un enorme sensor.

Cámara de 5.000 euros contra un móvil de 1.160 euros

Este es el nivel de lo que ha conseguido la fotografía móvil en 2019 gracias al uso de algoritmos y técnicas muy avanzadas que identifican diferentes partes de la escena para ajustar las características de la foto, algo que Apple llama «computación fotográfica».

Foto: Matti Haapoja

La foto de la izquierda está realizada con una Canon 1DX Mark II cuyo cuerpo cuesta unos 5.000 euros. La foto de la derecha está hecha con un iPhone 11 Pro que cuesta 1.159 euros.

Ambas están retocadas y se le han agregado ciertos filtros de color, pero el resultado en ambas es increíble.

No es la primera vez que se compara una cámara de un smartphone con una DSLR y se dice que cada vez la diferencia es menor pese a los tamaños de los sensores, pero estamos llegando a un punto que ambas fotos vistas desde nuestros móviles y ordenadores, la diferencia es mínima.

Apple ha logrado una de las mejores cámaras en el iPhone 11 Pro, al igual que Huawei en móviles como el Huawei P30 Pro, que hasta ahora ha estado liderando la guerra de las cámaras en móviles.

Foto: Matti Haapoja

Comparar estas dos cámaras puede parecer injusto, pero la realidad es que cada vez las cámaras de los móviles son mejores incluso aceptables para algunos usos profesionales.

Donde es evidente que todavía los smartphones son incapaces de comportarse bien es en las fotos con el fondo difuminado, el famoso efecto retrato. Aquí las ópticas de las DSLR siguen siendo superiores en todos los niveles gracias a que usa la óptica y no algoritmos que todavía no saben diferenciar bien elementos como el pelo.

Evidentemente las cámaras DSLR siguen siendo muy superiores en todos los aspectos técnicos frente a un smartphone y es a día de hoy la herramienta que cualquier profesional de la fotografía debe usar por la libertad que le ofrece en postproducción.

+ Info | Matti Haapoja

Compartir en:

Los comentarios están cerrados.

Últimos vídeos