Galaxy Z Flip, Samsung se pliega de nuevo

Samsung vuelve a la carga con un smartphone plegable, el Galaxy Z Flip, con cambio de diseño y orientación

Por ,

Samsung lo intenta de nuevo con un smartphone plegable, tras un Galaxy Fold que ha cosechado diversos problemas. Lo hace con una nueva denominación Samsung Galaxy Z Flip y con un nuevo formato, más parecido al Motorola Razr que al Galaxy Fold.

Samsung Galaxy S20 Ultra, 108Mpx y zoom 100x en vídeo

La pantalla plegable es de tecnología AMOLED y cuenta con un tamaño de 6,7″ y una resolución Full HD+. Se pliega sobre sí misma con una estilo de bisagra que recuerda al Galaxy Fold, pero mejorado. De hecho el doblez, una vez abierto, no se nota tanto como en su predecesor. Además cuenta con una cobertura de pantalla que quiere evitar los problemas del Fold que surgieron incluso en su segundo estreno.

Cuando está cerrado ofrece una información mucho más básica gracias a una pequeña pantalla Super AMOLED de 1,1″. Una solución de compromiso para no pasarnos el día abriendo el teléfono para ver qué está pasando. Y esta es una de las cosas en las que ha cambiado, y mucho, el Z Flip. Ahora siempre que se quiera ver info más completa habrá que abrir la pantalla, algo que hará sufrir más a la pantalla con el tiempo y que resulta incómodo con una sola mano, para los vistazos más rápidos.

Una vez abierto no nos ofrece mucho más que un smartphone al uso, en lo que a visibilidad de refiere, es el mismo tamaño que su recién presentado S20+. La ventaja por tanto podría estar no en más pantalla sino en más compacto, aunque cerrado tiene un grosor de 1,54cm y no es especialmente pequeño (7,36 x 8,74cm)… Una apuesta que tendremos que ver si funciona de verdad.

En cualquier caso este formato no es nuevo para Samsung, que en 2008 puso a la venta en Cánada su Samsung Cleo un smartphone tipo polvera que se parece en idea a este nuevo Z Flip. Pero claro, ahora se pliega sobre una pantalla completa en todo el cuerpo.

Por dentro un procesador Qualcomm Snapdragon 855+, 8GB de memoria RAM y 256GB de almacenamiento no ampliables. Unas especificaciones que si bien son de gama alta, no apuran hasta los recién presentados Galaxy S20, suponemos por ajustar más el precio, que se sitúa en los 1.500€.

Cuenta con dos cámaras traseras de 12Mpx cada una. La normal cuenta con objetivo F1.8 y una gran angular F2.2. Se completa el conjunto fotográfico con cámara frontal de 10Mpx.

Por su parte la batería cuenta con carga rápida y 3.300mAh de capacidad. está por debajo de otros modelos de ese mismo tamaño de pantalla, pero hay que tener en cuenta que la batería se divide obligatoriamente en dos módulos lo que hace que no se pueda apurar al máximo como en otros modelos. Ya veremos si cumple en autonomía para el día completo.

En definitiva, el Z Flip es una apuesta arriesgada en diseño, que tendrá que demostrar que ha superado al Fold para justificar sus 1.500€

Más info: Samsung

Compartir en:

Los comentarios están cerrados.

Últimos vídeos