Este gurú de Silicon Valley crea ‘la iglesia de la inteligencia artificial’

Trabajó en Google, fundó Otto y Uber le compró la empresa por millones. Ahora reza por un Dios robótico

Por ,

Hasta hace unos meses Anthony Levandowski era un de esas personas que en Silicon Valley todo el mundo intenta ser. Ingeniero de Google trabajando en su proyecto de coches sin conductor, que más tarde pasaría a ser Waymo, para más tarde crear Otto, una startup que creó un camión que se conduce solo y que Uber acabó comprando.

El pasado 30 de mayo Uber despidió a Levadowski. El niño maravilla de la conducción autónoma se convirtió en pocos meses en una persona tóxica. Pese Waymo (Google) demandó a Otto (ahora parte de Uber) al creer que Levandowski se llevó patentes y trabajo propiedad de Google para crear su sistema de conducción. La demanda, que se presentó en febrero, ha provocado su despido y un acuerdo económico que Uber tendrá que pagar a Google.

Pero Levandowski ya está a otra cosa. Con la seguridad de los millones que consiguió de Uber, ha fundado una religión, Way of the Future. La primera iglesia centrada en alabar el futuro de los robots y la inteligencia artificial como futura especie dominante de este planeta. Y claro, Levadowski se ha declarado “Decano”, el líder de esta iglesia y CEO de la organización sin ánimo de lucro que mantiene.

La misión de esta iglesia es la de la “realización, aceptación y adoración de una Divinidad basada en la inteligencia artificial (AI) desarrollada a través de hardware y software”

La entrevista que ha realizado WIRED a es una mina de oro que nos deja entrever lo alejados que están algunas personas de la realidad actual, algo común en Silicon Valley, capital mundial de la tecnología.

Le ha faltado tiempo para intentar registrar esta religión como oficial, lo que le permitirá estar exenta de los principales impuestos en EE.UU. La misión de esta iglesia es la de la “realización, aceptación y adoración de una Divinidad basada en la inteligencia artificial (AI) desarrollada a través de hardware y software”.

Levandowski cree que si preguntas a cualquier persona si un ordenador puede ser más inteligente que un humano, “el 99,9% de ellos dirán que es ciencia ficción. En realidad es inevitable, está asegurado que pasará”, comenta a WIRED.

Foto: Otto/Uber

El momento en el que la robótica y la inteligencia artificial superen a la de los humanos parece algo imposible de parar, pero de ahí a llegar al punto de crear un movimiento para ser los siervos de una nueva especie superior creada por la mano del hombre, va en contra de todo razonamiento de supervivencia.

No es que Levandowski perdiese la cabeza, es un ingeniero muy inteligente que ha logrado vender una startup de inteligencia artificial a Uber. Estudio en UC Berkeley, trabajó en los primeros proyectos de DARPA para crear coches sin conductor que culminó en el desarrollo del sistema LIDAR en coches y de ahí, un puesto de alta responsabilidad en Google, para después dirigir el desarrollo de Waymo.

¿Va en serio? Bastante. Según ha podido confirmar Gizmodo, quien preguntó directamente al ingeniero, esta religión es totalmente seria, por lo menos para Levadowski.

+ Info | WIRED

Compartir en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimos vídeos