web analytics

SkullCandy Crusher Wireless, los auriculares de motor háptico con unos graves increíbles

Los auriculares SkullCandy Crusher Wireless no te dejarán indiferente con su poderoso sistema de graves hápticos

Por Juan Castromil ,

SkullCandy nos ha sorprendido. La marca es conocida por su modelo Crusher (que lanzó hace tiempo), pero hemos tenido que esperar hasta la versión Wireless para poder probar unos en el clipsetlab.

Los auriculares originales destacaban por un  interesante sistema de potenciación de graves que el usuario puede activar o desactivar. Hasta aquí nada nuevo en el mercado. El truco de los Crusher es que integran un motor háptico para reforzar las bajas frecuencias con una apabullante sensación generada por el movimiento del sistema. Haptic bass feedback lo llaman ellos. Es algo difícil de explicar pero que una vez que los pruebas, y si te gusta la música con muchos graves, te enamora.

Sony MDR-1000X los auriculares que cancelan el ruido, pero no la voz de la gente #IFA2016

Por hacer una analogía, podría decirse que es como los sistemas de sonido envolvente que cuentan con un motor acústico que se sitúan bajo el sillón. Esta tecnología convierte los sonidos más graves  en movimiento físico que se transmite al cerebro, no solo por el oido sino también por el resto del cuerpo. El el caso de los Crusher a través del cráneo (ojo que la marca se llama SkullCandy, es decir cráneo de caramelo). La consecuencia más común de este efecto es que parece que todo retumba, como con un buen subwoofer. En el caso de los  SkullCandy Crusher Wireless lo que retumba es la cabeza.

Esto no es para nada desagradable, de hecho es tan intenso y sorprendente que desactivar el sistema parece reducir la sensación emocional de la música. Lo que ocurre es que es bastante adictivo. Si a esto le sumamos que no genera una distorsión destacable, nos encontramos con unos auriculares muy diferentes. Cuanod se activa la función haptic bass feedback utiliza unos transductores de 34 mm que complementan a los altavoces normales de 40 mm.

Adicionalmente el sonido en el modo normal es bastante equilibrado y limpio. Ademas cuenta con Bluetooth para obtener una transmisión inalámbrica del sonido que puede alcanzar una autonomía de 40 horas. La construcción , sin ser de alta gama, es bastante buena. Acabados de plástico con refuerzos de metal y almohadillas de piel con espuma con memoria. Finalmente la diadema ofrece una muy sólida sujeción, lo cual ofrece un aislamiento acústico pasivo destacable.

Su precio además es bastante asequible, 169,99 euros que seguro no te dejaran indiferente. Eso sí, pruébalos antes si puedes

+ info | skullcandy

Compartir en: