web analytics

Samsung Galaxy S6 Edge, vídeo análisis en el #MWC15

Un primer resumen de prestaciones tras analizar el Galaxy S6 Edge durante una hora

Por Juan Castromil ,

[Barcelona] Con toda seguridad el Samsung Galaxy S6 Edge ha sido el protagonista más destacado del MWC del 2015. El smartphone bandera de Samsung ha logrado por fin crear el efecto “wooow” entre crítica y público a la vez. Por eso hemos pasado una hora con el S6 Edge analizando y comprobando las novedades anunciadas.

s6

Claro que ha conseguido esto a base de sacrificios. Sacrificos economícos de muchos millones de dólares en I+D, sacrificios humanos en forma de despidos y sacrificios morales con su público más fiel. Los usuarios más radicales echan en falta elementos que consideraban ya asumidos como la batería reemplazable, la expansión de capacidad mediante tarjetas microSD o la estanqueidad al agua. Todo eso ha desaparecido para dar lugar a un terminal que, cede conceptualmente ante su archienemigo el iPhone, pero lo hace para avanzar en un camino donde Samsung empezaba a dar síntomas de agotamiento.

galaxy s6 edge

El Galaxy S6 es bueno, pero el que destaca de verdad es la versión Edge. Ambos cuentan básicamente con el mismo corazón y cerebro, pero seamos justos, en un móvil de 850 euros lo que cuenta es la apariencia. Por eso el nos quedamos con la sensación de que el Galaxy S6 Edge es el nuevo gallo de Samsung, y el S6 “plano” una versión menor que carece del atractivo de la pantalla curvada en los bordes, pero a cambio cuesta 150 euros menos.

+ info | samsung

 

Compartir en:

  • Roberto

    El diseño es muy bonito, con la parte de atrás de cristal, aunque se marquen todas las huellas, podían haberle aplicado alguna capa de algún producto anti huellas, como los frigoríficos en color metalizado.

    El que te impida cambiar la batería o no tener ranura para tarjeta micro SD no me gusta, también retrocedemos en cuanto a la resistencia al agua y al polvo que este modelo deja de serlo.

    Como era de esperar, aparte del diseño, el hardware ha mejorado en todo, más memoria, mejor procesador, cámara fontal y trasera, GPU, resolución de pantalla, pero sin embargo, el tamaño se queda estancado en 5.1″, creo que debía de haber aumentado un poco hasta llegar a las 5.5″, ya ue supongo que el nuevo Note alcanzará las 6″.

    Yo prefiero el de pantalla plana, el normal, vamos, no le veo demasiada utilidad a la pantalla curva, eso de la hora y las notificaciones de contactos, todavía en la versión anterior del Edge que el filo era más grande, todavía tenía su aquel. Además, que por esa tontería no me gastaría 150€ más.

    Lo de Samsung Pay, si no es cuestión de hardware, porque el NFC lo traen los Galaxy desde modelo S II, me parece una tontería que sólo se pueda desde el modelo S6 en adelante, dejando atrás a los modelos anteriores, una táctica para obligarte a que compres el modelo nuevo, y lo que van a conseguir es que la gente se pase a otros sistemas de pago como el Android Pay.

  • Pingback: El Samsung Galaxy S6 Edge despiezado hasta el último chip | Clipset()

  • elizabeth aguirre

    me gustaría ganar uno de los dos dispositivos muy buen video