web analytics

Ricoh WG-M1, la cámara de acción acorazada

La cámara Ricoh M1 resiste caídas, golpes, frío, agua, arena, polvo y lo hace con el estilo de un todoterreno

Por Juan Castromil ,

Ricoh-WG-M1-camera

Para las marcas fotográficas, disponer en su catálogo de una cámara de acción está de moda. Pero siempre hay quien quiere destacar por encima del resto y Ricoh lo ha conseguido con está impresionante, hermética e impermeable WG-M1. Estamos ante una cámara de vídeo  de dimensiones compactas y con un cuerpo que la protege de prácticamente cualquier desgracia.

WG-M1_black_09_copie

La Ricoh W1 tiene certificación IPX8, lo que significa que soporta inmersiones de 10 metros de profundidad, caídas de 2 metros, temperaturas de 10 grados bajo cero, polvo y arena, así como niños y mascotas. Todo esto tiene un precio, y es que el cuerpo es algo voluminoso -42.5mm x 66.5mm x 89.5mm- en comparación con la competencia. Claro que el resto suele necesitar habitualmente carcasas protectoras.

Su peculiar diseño tampoco dejará indiferente a nadie, con un objetivo gran angular frontal -de 160 grados de cobertura seleccionable- y la pantalla de monitorización LCD -de 1,5 pulgadas y 115.000 puntos de resolución- en la parte superior. El sensor CMOS de 14 MPx y 1/2.3 de tamaño ofrece también la posibilidad de capturar fotos con gran nivel de detalle.

bod_img_04

Entre sus funciones encontramos la grabación Time Lapse, la grabación de vídeo de alta velocidad a 120 fps (reduciendo la resolución a 848 x 480) y calidad Full HD con estabilización óptica electrónica. Como complemento final integra comunicación WiFi con la que se puede conectar a smartphones o tabletas para monitorizar el encuadre o activar la grabación de forma remota.

+ info | reflecta

Puedes seguirnos en Twitter, Facebook y en Instagram.

Compartir en: