web analytics

Nokia Lumia 800, primer contacto

Probamos la gran apuesta de Nokia que quiere liderar los Windows Phone

Por Juan Castromil ,

[Londres] ¿Ha vuelto Nokia a la liga de los smartphones? Esa es la pregunta que todos nos hacemos en el Nokia World 2011. El equipo de combate Clipset se ha hecho con una unidad del Nokia Lumia 800 para realizar una toma de contacto y las primeras impresiones han estado por encima de lo esperado. Con un diseño…  y fabricación idéntico al N9, el Lumia 800 utiliza un polímero cerámico de alta resistencia que aporta un tacto muy suave y una gran resistencia. Su fabricación es similar al sistema unibody de Apple y la pantalla Gorilla Glass, que cuenta con una ligera curvatura hacia afuera, es encastrada sobre el cuerpo. El funcionamiento de Windows Phone 7.5 Mango es impecable, claro que para eso Microsoft se lo ha currado bastante y marca unos estándares de hardware mínimo. Lo mejor en procesadores, pantallas y cámara (pese a quedarse en HD 720p) se dejan notar en su uso.

Pero la clave con la que Nokia pretende destacar sobre el resto de los smartphones Windows, además de su excelente fabricación, es una serie de App exclusivas como Nokia Drive o Mix Radio. Ambas son las apuestas estratégicas para dos de las funciones más demandadas en un smartphone, el navegador GPS y el streaming de música que son ofrecidos de forma gratuita. Existen más App exclusivas como GIG Finder para encontrar eventos musicales cercanos, Nokia Transfer para copiar los contactos desde cualquier terminal de forma sencilla o Public Transport que ofrecerá información en tiempo real de unas 450 ciudades (España aún no). Pero lo que está claro es que Nokia lo pone todo encima de la mesa ofreciendo música y navegación asistida con mapas gratis. Esta vez la apuesta de Nokia parece sólida. Sólo queda esperar la reacción del mercado aunque ellos apuntan más por captar los futuros usuarios de smartphone que por reconvertir a los actuales usuarios de Android o iPhone y lo cierto es que tampoco parece mala estrategia, aún quedan muchos.

Compartir en: