web analytics

LG muestra su gigantesca (y extraña) tele del futuro: OLED, transparente y flexible

Las pantallas del futuro ya existen, pero no se sabe demasiado bien si sus mejoras serán realmente útiles

Por Juan Castromil ,

LG lleva algo de ventaja sobre el resto de las marcas en esto de las pantallas OLED. Por eso se puede permitir el lujo de desarrollar proyectos tan extraños como esta pantalla de 77 pulgadas (170 cm) que cuenta con dos características especiales.

Por una parte es flexible. Es decir, ofrece cierto grado de curvatura dinámica (hasta 80 grados) lo que le permite adaptarse a contornos diferentes de a típica pared plana. Esto ya se había visto antes pero en una escala bastante más pequeña y abre las puerta a que los televisores del futuro sean como posters enrollables que se despliegan donde se quiera, en vez de el actual sistema de marcos rígidos.

La otra característica especial es que es transparente en un 40%. Es decir que al carecer de retroiluminación y no añadirle un respaldo trasero, se puede ver a través del panel. Esto, que sorprende la primera vez que se ve, no resulta especialmente útil en un hogar. Pero a cambio puede ser interesante para escaparates donde puede mostrar de forma combinada objetos reales y virtuales en una especie de realidad mixta bidimensional.

Sony Bravia A1 OLED 4K HDR con acoustic surface, vídeo análisis

Cuenta con resolución UHD 3840 x 2160 y de momento LG solo la ha desvelado como muestra de poderío. No hay ni fecha ni precio estimado para su venta.

Compartir en: